Luis de Narváez

Ir a la nave­ga­ción Ir a la bús­que­da

Luis de Nar­váez (Gra­na­da, Espa­ña, ca. 15001552) fue un com­po­si­tor y vihue­lis­ta espa­ñol. Su nom­bre apa­re­ce escri­to tam­bién como Luys de Nar­váez.

«Los seys libros del Delp­hin».

Vida[editar]

Poco se cono­ce de su bio­gra­fía. Se sabe que nació en Gra­na­da a fina­les del siglo XV, o en torno a 1500. Su pri­me­ra apa­ri­ción fue en casa del comen­da­dor mayor de León y Secre­ta­rio de Esta­do de Car­los V Fran­cis­co de los Cobos, a quien en 1538 dedi­ca su prin­ci­pal obra, Delp­hin de músi­ca para vihue­la. Entre 1539 y 1540 tra­ba­ja al ser­vi­cio de los duques de Medi­na Sido­nia.[1]​Un año des­pués de la muer­te del comen­da­dor Cobos, acae­ci­da en 1547, Nar­váez es con­tra­ta­do como maes­tro de los can­tor­ci­cos al ser­vi­cio del prín­ci­pe Feli­pe, que será lue­go rey Feli­pe II, pues­to en que per­ma­ne­ció has­ta falle­cer en 1552.

Obra[editar]

Se dedi­có sobre todo a la poli­fo­nía vocal y, sólo en segun­do lugar, a la músi­ca para vihue­la espa­ño­la. No obs­tan­te, hoy en día se le recuer­da más por esta últi­ma face­ta. Es autor de Los seys libros del Delp­hin de músi­ca de cifra para tañer vihue­la, publi­ca­do en Valla­do­lid en 1538. Se tra­ta de una colec­ción que inclu­ye un ele­va­do núme­ro de fan­ta­sías ins­tru­men­ta­les sobre mode­lo ita­liano, que fue­ron muy influ­yen­tes en déca­das pos­te­rio­res: roman­ces, villan­ci­cos y gru­pos de dife­ren­cias (varia­cio­nes sobre can­cio­nes ya fami­lia­res a los oyen­tes, como las Dife­ren­cias sobre «Guár­da­me las vacas»,), que son ejem­plos de las pri­me­ras varia­cio­nes de la his­to­ria de la músi­ca. Basán­do­se en los can­tos gre­go­ria­nos y en los roman­ces espa­ño­les, la obra inclu­ye arre­glos y fan­ta­sías poli­fó­ni­cas cer­ca­nas al esti­lo de la escue­la fran­co-fla­men­ca.

Con­tie­ne igual­men­te las pri­me­ras trans­crip­cio­nes para vihue­la de can­cio­nes poli­fó­ni­cas. Sus pie­zas más cono­ci­das son pre­ci­sa­men­te las trans­crip­cio­nes de la obra de Jos­quin Des Pres para cua­tro voces «Mille regretz», tam­bién cono­ci­da como «La can­ción del empe­ra­dor», por ser una de las can­cio­nes favo­ri­tas de Car­los V, que man­tie­ne una des­ta­ca­da fide­li­dad al ori­gi­nal; y por la can­ción «Pasea­va­se el rey moro», con su acom­pa­ña­mien­to de vihue­la.

Dos de sus mote­tes se publi­ca­ron en libros de mote­tes en 1539 y 1543 en Lyon (Fran­cia).

En el siglo XX se recu­pe­ró la arte­sa­nía de la ela­bo­ra­ción de vihue­las, así como el arte de tañer­las. Emi­lio Pujol edi­tó el volu­men sobre Nar­váez (1945) para las series de refe­ren­cia Monu­men­tos de la músi­ca espa­ño­la.

Un pre­mio de com­po­si­ción otor­ga­do por la Real Aca­de­mia de Bellas Artes de Nues­tra Seño­ra de las Angus­tias de Gra­na­da lle­va su nom­bre.

Referencias[editar]

  1. Gómez Fer­nán­dez, Lucía (2017). «Apén­di­ce 1: Bio­gra­fías.». En Edi­to­rial UCA. Músi­ca, noble­za y mece­naz­go. Los duques de Medi­na Sido­nia en Sevi­lla y San­lú­car de Barra­me­da (1445–1615). ISBN 978–84-9828–657-1. 

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]